Opermedia

Emprender: El Plan

Emprender: El Plan

Crear un negocio o empresa puede ser emocionante, pero no supera la pasión que puede llegar a sentirse como en la etapa de planeación. Para algunas personas esto puede llegar a ser aburrido, pero en realidad no tiene por qué serlo. Debemos recordar que esta es la etapa más importante de la creación de un negocio y es necesario poner todo nuestro empeño para llegar a crear un plan de negocios que sea eficiente, que prevea los escenarios posibles, pero que sobretodo, sea realista. Aquí es donde la honestidad de la que hablamos en la parte 1 viene a rendir de forma efectiva y donde nuestro conocimiento del negocio y nuestra creatividad son verdaderamente importantes.

¿POR QUÉ ELABORAR UN PLAN?

El éxito de un negocio no se da por accidente ni por buena suerte. Una buena idea, un buen plan de negocios y la disciplina del emprendedor son los elementos que llevan el negocio al éxito. Es como un juego de ajedrez, donde ya se tiene anticipadamente los movimientos previamente analizados. Se anticipa los problemas, las contingencias, y se hace un plan de acción para enfrentar cada uno de ellos y de esta forma se evita improvisar o se evita la ausencia de una acción adecuada en cada caso. Una característica importante de un emprendedor es ser arriesgado. Conviene aclarar esto antes de continuar. Hablando de emprender un negocio, ser arriesgado significa hacer algo de forma planeada, no hacerlo sin medir los riesgos y sin despejar las incertidumbres. Nadie en su sano juicio quiere correr riesgos de ningún tipo. Es importante recordar que un negocio es para ganar dinero, no para perderlo. Entonces esto nos deja claro que ser arriesgado es hacer algo previendo lo necesario y las circunstancias en que se hace. Hacerlo con un plan.

Suponiendo que ya se haya decidido el giro negocio basado en la parte 1, ahora se hace necesario determinar la forma de lograr nuestro objetivo. Hacer que el negocio funcione como queremos que funcione. El resumen del análisis FODA es una herramienta importante ya que nos dará la perspectiva general y perfil del negocio que se quiere emprender. Es la base del negocio objeto del plan. Posteriormente se detallará cada aspecto para tener la claridad de cómo se logrará cada una de las metas y como serán superadas cada una de las eventualidades que se presenten, de lo contrario, nos encontraremos en un callejón sin salida.

 

EL RESUMEN FODA DEBE INCLUIR LO SIGUIENTE:

¿De qué se trata el negocio?
¿Qué habilidades y experiencia tiene el emprendedor?
¿Donde se ubicará el negocio?
¿Se pagará renta?
¿Que se equipo o instalaciones se requiere para operar el negocio?
¿Cuanto cuesta?
¿De dónde se obtendrá el dinero?
¿Cómo se conseguirá el equipo o instalaciones?
¿Donde se comprará la materia prima o productos?
¿Cuanto cuesta?
¿Que cantidad necesito?
¿Se requiere personal?
¿Cuántas personas?
¿Cuanto se le va a pagar por su trabajo?
¿Cómo se dará a conocer el negocio?
¿Quienes son los clientes potenciales?
¿Cómo se decidirá la compra del producto o servicio?
¿Cómo se determinará el precio del producto o servicio?
¿Hay competencia?
¿Quien es nuestra competencia?
¿Qué precio tienen nuestros competidores?
¿Qué ventaja tendré frente a mis competidores?

Este resumen nos servirá para saber si el negocio que se quiere emprender tiene validez para nosotros. Es decir, ¿Realmente tenemos posibilidad de poder emprenderlo? ¿Tenemos la capacidad para resolver todas las eventualidades que se presenten? De no ser así tendríamos que hacer un replanteamiento del análisis FODA para poder determinar si fue correctamente realizado, o posiblemente se requiera más información al respecto. En este aspecto, conviene estar informado de los aspectos legales y trámites que haya que realizar, obtener los permisos adecuados, pagar derechos y todo lo relacionado con la apertura del negocio. Esto es empezar bien. Otro aspecto importante que nos muestra el resumen del análisis FODA es si el negocio es de verdad un negocio. Un parámetro inicial es el precio de la competencia o de un producto similar. El precio de nuestro producto o servicio debe ser lo suficientemente competitivo para estar en el mercado y además de los gastos de materia prima y otros gastos, debe proporcionar un buen margen de utilidad. De otra forma no es negocio.

El ciclo de planeación busca por encima de otros factores y aspectos, la supervivencia del negocio, lo que de forma positiva traerá crecimiento y éste a su vez, de forma positiva proporcionará la utilidad o ganancia que se busca, repitiéndose el ciclo. La planeación del negocio gira en torno a los factores de supervivencia del negocio, en un ciclo que se repite una y otra vez. La visión inicial del negocio y la forma en que los factores se adapten a las circunstancias presentes y futuras o la forma en que estos factores modifiquen las circunstancias del negocio, marcarán las directrices del plan de negocios.

 

¿CÓMO DEBE SER UN PLAN DE NEGOCIOS?

El plan de negocios es tan importante como el negocio mismo. Por eso, el plan de negocios debe tener las siguientes características:

Descripción del negocio.
Definir cómo se desea que sea el negocio en los próximos 3, 5, 10 años.
Definir que tiene que hacer el negocio para verse como se definió en el punto anterior.
Definir diversas etapas que faciliten la medición de sus resultados.
Establecer metas a corto y mediano plazos.
Definir con claridad los resultados finales esperados.
Establecer criterios de medición para saber cuáles son sus logros.
Identificar posibles oportunidades para aprovecharlas en su aplicación.
Prever las dificultades que puedan presentarse y las posibles medidas correctivas.
Tener programas para su realización.
Ser claro, conciso, informativo y autosuficiente.

 

LAS METAS

Son herramientas que definen el rumbo de las acciones y evalúan si es el camino correcto o hay que corregirlo. Deben tener estas características:

Contemplar fines y medios.
Ser cuantitativas y medibles.
Ser concretas, realistas y congruentes.
Tener un tiempo definido para su logro.
Estar fijadas por los participantes.
Estar por escrito.

Las metas individuales deben estar relacionadas con las del grupo (si fuera el caso). Elaborar un plan de negocios es una tarea muy apasionante. Se descubre al emprendedor que llevamos dentro y hasta te sorprenderás a ti mismo una vez que hayas iniciado. La investigación y búsqueda de información puede llegar a ser absorbente, pero con el conocimiento y la experiencia del emprendedor podrán ser despejadas todas las incógnitas.

Recuerda que

Un plan sin acción es una utopía y una acción sin plan es un esfuerzo inútil.

 

¡ Compártelo !